El informe Vandevoorde, ¿un informe para nada?

Solicitado durante la presidencia de Valéry Giscard d’Estaing para hacer olvidar el abandono de un anteproyecto de ley sobre las bibliotecas, y entregado justo después de la elección de François Mitterrand en 1981, el informe Vandevoorde sobre “Las bibliotecas en Francia” no fue seguido de efectos pero tuvo una influencia soterrada. A la vez estudio profundo y completo sobre las bibliotecas francesas, definición del papel de la joven Dirección del libro, este informe fue publicado y encontró un lectorado.